Domicilio de una empresa

Domicilio de una empresa

 

Oficina virtual

El domicilio es, según el artículo 59 del Código civil, un atributo de la personalidad, que consiste en el lugar donde la persona (física o jurídica) tiene su residencia con el ánimo real o presunto de permanecer en ella.

¿Qué tipos de Domicilio existen?

Al momento de conformar una empresa, se definen dos tipos de domicilio, que se describirán a continuación:

  • Domicilio tributario: Es el domicilio en el cual el Servicio de Impuestos Internos (SII), practicará las notificaciones, es decir, es el lugar de localización del obligado tributario en sus relaciones con la administración fiscal. Es el domicilio que se registra en el SII, el que determinará qué sucursal del SII se le asignará a su sociedad.
  • Domicilio comercial o social: Es el domicilio en el cual se realiza la actividad principal del negocio. Es el lugar en donde está el centro de su efectiva administración y dirección, o en el que radique su principal establecimiento o explotación.

Domicilio u Oficina Virtual

Es un espacio virtual en el que pueden desarrollarse actividades similares a las de una oficina, la que le otorgará el derecho a obtener un domicilio tributario y comercial permitiendo así domiciliar su empresa ante el SII y al mismo tiempo podrá obtener una patente comercial ante la Municipalidad correspondiente, gracias a esta solución se pueden reducir los gastos iniciales de una oficina física convencional, que pueden ser a menudo costosos.

Este modelo resulta muy conveniente para las empresas o emprendedores que quieren reducir los costos y no quieren arriesgar su capital o el flujo de su caja.

Sin embargo, no todas las empresas pueden acceder a tener un domicilio virtual, ya que este debe corresponder al lugar donde se realice la actividad principal del negocio o giro. Cada caso se debe ver de forma particular ante el SII, para ver si tu empresa puede acceder a este tipo de domicilio, por ejemplo las empresas que consisten en ventas a través de una plataforma web, no necesitan un lugar físico para trabajar, ya que todo se realizará de forma virtual, en este caso si se puede acceder a un domicilio virtual.

Como acreditar el Domicilio ante el SII  

Acreditar un domicilio, se refiere a presentar la documentación necesaria para demostrar que un determinado domicilio es el que se usará para realizar un negocio.

Sólo los contribuyentes afectos a Impuestos de Primera Categoría de la Ley sobre Impuesto a la Renta (comercio, industria, construcción, etc.), es decir, empresas, las cuales otorgan boletas de ventas y servicios, facturas y guías de despacho, entre otros, deben presentar los siguientes antecedentes para acreditar un Domicilio, según corresponda:

Domicilio propio

Si el contribuyente tiene domicilio propio, se puede acreditar presentando cualquiera de los siguientes documentos:

  • Certificado de dominio vigente del Conservador de Bienes Raíces.
  • Original del certificado de avalúo a nombre del contribuyente.
  • Original de escritura de compra y venta.
  • Original de la factura de compra del inmueble, emitida por la empresa constructora.

En el caso de que el inmueble que se utilizará aún no está disponible porque los documentos que lo acreditan están en proceso, pero la venta ya está realizada, se puede presentar una carta firmada por el representante de la empresa constructora o inmobiliaria que certifica haber vendido la propiedad a la respectiva persona y que se encuentran en proceso de perfeccionamiento los títulos definitivos.

Domicilio arrendado

En el caso que el domicilio que se utilizará se esté arrendando, se debe presentar el contrato de arriendo (a nombre del contribuyente o de alguno de los socios, en el caso de personas jurídicas y otros entes). El contrato deberá estar firmado ante Notario u Oficial del Registro Civil (donde no exista Notario). En caso de arrendamiento con opción de compra (leasing), se debe presentar el documento original del contrato de leasing.

El contrato de arriendo debe haber sido otorgado por una de las siguientes personas:

  • Los propietarios
  • Los mandatarios a quienes el propietario haya conferido poder suficiente.
  • Los arrendatarios autorizados para subarrendar, debiendo en estos casos exhibir el contrato de arrendamiento respectivo.
  • Corredores de propiedades que cuenten con órdenes o mandatos de los propietarios.
  • Por representantes de empresas inmobiliarias y/o constructoras, acreditando (original o copia legalizada) su calidad de representantes.
  • El representante designado por unanimidad de los miembros de una comunidad o sucesión (original o copia legalizada). Si el nombramiento de un representante no fuere posible por motivos de fuerza mayor, el Jefe de Grupo o Jefe de la Unidad resolverá al respecto.
  • Mucho cuidado, porque no son útiles para acreditar domicilio los contratos de arriendo que incluyan alguna cláusula en la cual se exprese que el inmueble en arrendamiento no puede ser destinado al ejercicio de actividades comerciales.

Domicilio cedido

Cuando se trate de un inmueble que ha sido cedido para realizar alguna actividad, se debe presentar una Autorización escrita ante Notario u Oficial del Registro Civil (cuando no exista Notario), del propietario o arrendatario para realizar la actividad declarada. Acompañar además el original (o fotocopia autorizada ante Notario) de la cédula de identidad de quien otorga la autorización.

Ahora ya sabes los tipos de domicilio que existen, es tu decisión cual vas a escoger para tu futura empresa.

Si llegaste a este tema quizás estés interesado en:

Facebook Comments